Cama flotante
( Relatos Poesia Erotica )




La cama flotante.
Hace cinco años nació nuestra hija en forma inesperada, tras una aventura en el mar caribe.Como bien dice el dicho, todo niño viene con un pan bajo el brazo y nuestra hija no fué la excepción, vino con un pan muy, muy grande (ver La Isla ), en forma de una preciosa casa de dos plantas, espacio nos sobraba y queríamos darle un hermanito.
En Enero mi mujer me lo confirmó, tras un retraso en su período estaba embarazada de nuestro segundo hijo.
Como ahora nos daba el sueldo y podíamos ahorrar, sorprendí a mi mujer con la reserva de un crucero por el mediterraneo occidental, a bordo de los cruceros MSC, en este viaje nos toca elMSC Splendida.
Un crucero corto de nueve días pero suficiente para nosotros ya que no conocíamos ninguna de las ciudades a visitar.
Debido a trámites burocráticos se nos postergo el abordaje del crucero, hasta agosto.
Mi mujer estaba redondida una hermosa panza ya cerca del septimo mes, es de las mujeres que le sienta bien el embarazo, sin naúseas ni vómitos.
Engordó se ensancharon sus caderas y sus senos grandes ya tenían calostro, ella igual se cuidaba, maquillaba y depilaba como siempre, era una mujer en estado de buena esperanza muy hermosa.
Para abordar el crucero tuvimos que tomar un Airbus de Iberia desde Carrasco a Barajas con conexión a Barcelona.
Tras 11 horas de viaje llegamos a Madrid y 2 horas más tarde Barcelona, un viaje agotador, pero lo valió, tomamos un taxi y llegamos a puerto.
Tras presentar documentación y revisación de equipaje, nos dejan acercarnos para abordar el barco atracado en el muelle.Dada la condición de mi mujer nos dan prioridad.
Nos acercamos al barco !es enorme¡, una ciudad sobre el agua, nuevito botado en 2009, con 9 cubiertas( nueve pisos), 333m de eslora(largo), 38 m de manga( ancho) nos resultaba imponente tanto que un crucero Costa a estribor quedaba pequeño.
Nos toca el camarote 104 en la cubierta Botticelli era una habitación bonita y cómoda.
El primer día nos dedicamos a descansar del jet-lag, después que subieran casi los 4000 pasajeros y tripulación que llegan a 2000 en su mayoría europea para presenciar la simbólica salida del crucero con sus bocinas y guirnaldas.
La cena fue formal, el Capitán se presentó mesa por mesa, saludo y luego se sentó en una de ellas.
La mayoría de los pasajeros eran parejas ya en la tercera edad, algunas parejas de recién casados, pocos o casi ningún niño.
Mi mujer debido a su estado o por su imagen atractiva, levantaba miradas de asombro y curiosidad, algunas señoras le acariciaban el vientre y saludaban.
Nos fue difícil entablar amistades debido a las barreras del idioma, pues pocos eran los que hablaban castellano y no estaban en nuestra mesa.
El barco puso rumbo a Palma de Mallorca a 20 nudos (40 km/h) pasamos cerca pero no nos detuvimos, pues el itinirario decía que el destino era La Goulette en Tunez dos días más tarde, después Palermo en Sicilia, Civitavecchia en Roma luego Génova, Marsella en Francia y volviendo el octavo día al puerto de salida, Barcelona.

Por lo menos perdías un día en recorrer todo el barco, por suerte el segundo día se nos acerco una pareja italiana, se presentaron como Julián y Franchesca Romeo, el alto delgado,de 50 años en su juventud fue rubio pero ahora pintaba canas y una prolija barba blanca era un tipo elegante.Ella tendría unos 40 años, delgada buen cuerpo que daría envidia a una de 20, morocha(teñida), ojos profundos y azules como Julián, hacían una buena pareja.Ambos hablaban perfectamente el castellano.Residían en el norte de Italia y no era su primer crucero de hecho ya conocían el barco y se ofrecieron a mostrarnos el crucero y eso nos ahorraría tiempo.

Julián se mostraba interesado y curioso en el estado de mi mujer haciéndole cientos de preguntas que ella respondía amablemente.
Pidió para tocarle el vientre, ella lo dejó.La fascinación de él se le veía en los ojos.
El crucero lo tenía todo, todo lo que se te ocurra :

Bares y Salones 19
Casino, Sálón de Belleza, Cine, Jacuzzi 12,Capilla, Restaurantes 5 ,Tiendas Ascensores 14 ,Biblioteca, Teatro, Discoteca ,Spa, Sala de juegos ,Bodas a bordo ,Acceso Internet ,Lavandería , Lavandería automática , Piscinas 5 , Gimnasio y más que tendría que revisar la folletería para contarlo.

Lo que más disfrutamos fue comer, las compras y el cine, por suerte nuestros amigos siempre nos acompañaban con la acostumbrada amabilidad.Me llamaba la atención el hombre, no había que darse cuenta que le gustaba mi mujer y a su esposa no le molestaba, el hombre se deshacía en elogios hacia mi esposa, llegó a comprarle vestidos de primeras marcas para gestantes pagando con su VISA, luego le pide a ella que se lo ponga.
-“No creo que me esté cargando amor, ¿A quíen puedo gustarle con esta pazota?, lo hace de amable”- , me responde a mis dudas.
-“¿Te gusta el vete, el tano?”-, le pregunto.
-“No está mal, está interesante y es muy fino, pero está casado”-, me responde riendo.
Ahora comprendo porqué los pasajeros de cruceros apenas bajan en los puertos y apenas hacen compras, ¡Tienen todo a bordo ¡.
Bajamos en Tunez uno de los pocos sitios de fé musulmana seguros para el occidental, donde por el cambio de moneda es barato pero a los tunecinos hay que regatearles lo que vale 100 lo puedes llegar a comprar a 20.Con mi mujer encinta no era de mi agrado alejarme mucho del barco donde hay médico y enfermeras.
Un día Julián y Franchesca, nos invitan a la discoteca después de cenar, era tarde, bebimos todos demasiado y eso creo que liberó tensiones, relajando la conversación.Pude ver como Julían sacaba a mi mujer a bailar, luego de minutos noté que las manos de él estaban situadas en la parte de mi mujer que deja de llamarse espalda y le murmura al oído algo.
Cuando vuelven ella está roja, los italianos salen a bailar y aprovecho a preguntar que pasó.
-“Me dijo que lo tenía loco, que le gustaba mucho, le fascino y que me haría el amor toda la noche”- aclaró ella.
-“¿Y qué le dijiste?”-, le pregunto.
-“Que estaba loco”-, dijo ella.
-“¿Será verdad, como le puedo gustar, no me estará tomando el pelo?”-, reflexiona ella yo noto un poquito de interés en ella.
Después de esto nos fuimos a descansar.El Barco se detuvo en Palermo, no bajamos el tiempo estaba feo, parecía aproximarse tormenta.Llegamos a Roma donde ante la insistencia de los Romeo, bajamos y conocimos la histórica ciudad, sus aromas sus calles y sus monumentos son únicos, el Vaticano y la plaza de San Pedro, el Coliseo, el Acueducto,la vía Apia , etc, pero no pidas de comer porque mueres a pasta y pizza.
Saliendo de Roma nos topó una fuerte tormenta, el comandante del buque aconsejó no salir de los camarotes, evitar pasillos y ascensores.
El mar estaba picado el barco se balanceaba, sinceramente nos dio miedo.
Recibimos una llamada de los Romeo, nos invitan a tomar la merienda en su camarote, nos dán el número y cubierta.
Desafiando las órdenes del Capitán, salimos a los pasillos y cinco minutos mas tarde llegamos al camarote de los italianos en la cubierta Michelangelo, salen al pasillo a buscarnos.
Los encontramos y entramos, ¡ era una suite de lujo ¡, la cama matrimonial era formidable y hasta podía convertirse en dos camas individuales, ahora estaba como una sola casi dos plazas y media.Era un camarote con baño con jacuzzi un living y balcón individual.
La tormenta fuera continuaba.
Ellos nos recibieron con una bandeja con tazas de capuccino mocca, caliente y agradable, con unas galletas de la cafetería del barco.
La compañía y la conversación nos resultaba agradable pero el barco era golpeado por grandes olas y se notaba.
Ya estando hablando de bueyes perdidos el barco se inclina levemente pero lo suficiente para hacer perder el equilibrio de mi mujer, que casi cae si no fuera por los rápidos reflejos de Julián que la sujetaron a tiempo, también Franchesca corrío hasta ella con el fin de asistirla.
Mi esposa se asustó y se vió por un momento de bruces en el suelo, se angustió y lloro por la suerte que pudo haber corrido su bebé.
Como si fueran sus padres, los italianos la abrazaron tiernamente y ambos la besaron, mucho sorprendió a ella los besos en sus labios de matrimonio penínsular, luego las caricias de cuatro manos que recorrían partes que un amigo no tocaría, sus senos, su cola su vientre, mi mujer mira l cielo cierra sus ojos abre su boca y suspira, -“Aaahhh”-, luego muerde su labios.
El estado de mi mujer hace que sea exitable, que exija sexo con más frecuencia.
Las caricias propiciadas y los susurros en sus oídos hacen que se sienta enomermente deseada, ruborizandose y mojando su entrepierna.Unos hábiles dedos femeninos, tiran de la cremallera de su vestido y otras manos ayudan a que caiga al suelo, Poco a poco cuatro manos la despojan de aretes, anillos, le sueltan el pelo, Julián se aleja dos metros toma una filmadora la enciende para grabar como Frachesca despoja a mi esposa de sus dos prendas íntimas, sostén y bombacha.
Paralizado sin saber que hacer espero el desarrollo de los acontecimientos.
Ahora es Franchesca que admira, besa y acaricia el cuerpo gestante de la otra, con sus manos recorre toda la anatomía femenina de mi mujer.Sus pechos grandes listos para amantar, su vientre grande, su conchita abierta, roja y mojada.
Julián se desnuda, un físico cuidado para su edad, un pubis libre de bello y un pene de gran tamaño, acorde con su cuerpo.
Tras dejar la cámara en un soporte grabando, se acerca a ella luego de admirarla desnuda, -“! Mamma mía, eres Venus pregnata ¡”-, exclama Julían referiéndose a la diosa romana de la fertilidad.
Se acerca, la acaricia, desde el pubis hasta sus senos, mete su boca en sus pezones y la ordeña hasta obtener dulce calostro de sus tetas, que lame y bebe con voracidad.
Ella gime y murmura de deseo y confort, -“! Hay, Dios que bien se siente ¡”.El hombre se va hacia la cama sube a ella y se acuesta boca arriba, empalmado su verga erecta parece la chimenea del crucero, majestuosa, firme. Mira a su mujer y le ordena, -“! Andiamo , traedla ¡”-, haciendo referencia a mi mujer.
Franchesca toma de la mano a mi mujer y la lleva a donde está Julián, ella me mira con los ojos bien abiertos como, diciendo, ¿Qué hago ahora?, yo no digo nada, ella llega hasta donde está el italiano y en vista que no digo nada se olvida de mí, vé esa gran verga esperándola solo para ella, le gusta lo que ve, se siente deseada como nunca, vence la timidez y con sus manos, acaricia ese mástil, que pronto se pone más duro, grande y rojo, ella lo besa, muerde el glande, está rico y el hombre perfumado, le muerde los huevos el grita entre risas, luego esa gran verga desaparece dentro de la boca de ella.
Por cinco minutos le hace la felación al hombre, luego ella tras vencer todos lo tabúes iniciales sube sobre él, lo monta e introduce, todo el pene dentro de su febril cotorra.Ella mueve sus caderas, bate al bebe que lleva en sus entrañas, el gime, ella sigue y sigue, el pene entra y sale mojado, pareciera una aguja que va a pinchar un globo estallando, haciédola parir ahí mismo pero pronto vendrá un orgasmo y luego otro.
Franchesca había tomado la fimadora y grababa todo a su antojo, mi mujer, suda, gime, -“! Uff, uff, ah, ah ¡”-, pronto su ritmo aumentará, -“! Aaaahhhh, si, si…ya…ya…vie…neee…me acaboooo….aaaaaaaahhhhhhhhh ¡”-, aprieta sus tetas y leche materna cae goteando sobre el pecho del italiano, luego admite ella,-“! Qué rico me encanta coger ¡”, exclamando alborozada.
Franchesca me mira y grita riendo, “! Vamos tú también desnúdate y a la cama ¡”-, obedezco , mientras me desnudo, veo como Julián trata de aguantar el ritmo sin acabar, él grita, -“Eres una vaccona(puta) en la cama, una machine de scopare”-.
Subo a la cama me paro en ella y ofrezco mi pene a mi mujer, mientras cabalga al italiano me lo mama, estoy tan excitado que no tardo en darle de beber mi leche a mi esposa con un gran grito, -“Oooohhhhhhfff”-.
El italiano ruega dirigiendose a mi esposa, -“Aspeta, aspeta no tragues y déjame salir”-, él sale de debajo de ella, se para en la cama, -“Arrodillate, ragazza y abre tu boca”-, ordena él.
Ella se arrodilla y abre su boca llena de leche, el apoya el glande de su pene en la boca de ella y con dos suaves movimientos en el forro de su verga, hace espulsar toda la leche contenida en sus huevos, para terminar de llenar a rebozar, ni los dientes se ven.
-“! Traga tutto el elixir primore ¡”-, pide él y ella, en una abrir y cerrar de boca, los 20 ml de leche de machos serán ya parte de su dieta del día.
Cansados la gestante y el veterano, se marchan al baño, a lavarse, nosotros esperamos en la puerta, pero como tardan abrimos la puerta, los observamos y grabamos.
Están ambos bajo la ducha y él hace como si ella fuera una niña pequeña, a quien debe bañar, despacio le enjabona todo el cuerpo, hasta cubrirla de espuma, suave muy suave con una esponja, mientras hace su tarea la besa a pesar de sentir el sabor a esperma de sus labios.Ella se arrodilla y le hace un pete magnifico, mientras el vuelca shampoo sobre la cabeza de mi esposa y le lava los cabellos.Mientras tanto Franchesca sigue grabando, pero yo le voy quitando la ropa, ella se deja si decir nada. Su tanga roja y sostén me ponen a 100 casi le arranco las prendas.
Mientras Julían enjuaga a mi esposa, cierra la ducha, toma un pomo de Crema (Body-Milk) de almendras de Franchesca, la unta de arriba abajo, cuando le unta su espalda él está detrás, ella lo sorprende, se inclina hacia adelante pone su culo paradito y toma la verga erecta del hombre y la acomoda cerca de su vulva, él empuja y la penetra pero no por ahí.
Ahora tengo delante de mi a Franchesca, toda desnuda, ¡ qué cuerpo ¡, le acaricio sus tetas talla 90, creo que operadas, su pubis no tiene un pelo, su conchita es pequeña y cerrada, pero muy rosada.Estoy caliente no doy más.
Oímos como los primeros gritos parten del baño, primero Julían le penetra el culo, ella grita -“! Auch, me arde ¡”,un poco de crema hará milagros y será facilmente enculada, luego ella se masturba a la vez que la enviste, ahora gime de placer, mi esposa que a llegado sendos orgasmos grita, -“!Vamos, vamos, dámela, la quiero toda…toda…aaaaaahhhhhhhhhh, acabaaaaaa ¡”-, él grita algo como, -“! No, no¡”, cuando ella saca su verga del culo y se la introduce en la conchita , luego un grito masculino, el italiano no pudo sacarla a tiempo, un rugido de placer, -“! Aaahhhh ¡”-, convulsiva le aprieta los senos desde atrás, inyectando con su jeringa de carne todo su inóculo dentro de ella, su leche, consumando la cópula, el coito con mi esposa, el abrazo carnal termina en una cascada de leche que sale con violencia de dentro de su concha y se mezcla con la crema corporal de sus piernas.Luego de esto se introducen en el jacuzzi.
Tan caliente me quede yo que tomo la cámara de Francesca, se la saco, le tomo de la mano y casi la obligo a ir a la cama.
-“Espera…espera…yo…soy…”-, algo quiere decir ella pero no le dejo la beso con pasión, ella devuelve el beso, la empujo sobre la cama y hundo mi cabeza entre sus piernas, me como con locura su clítoris, la cojo con mi lengua, mi saliva se mezcla con sus fluidos que empiezan a aparecer mojándola, -“Hah, no,no por favor, yo…ah,ah”, ella gime.
Ahora subo con mi lengua todo a lo largo de su cuerpo, me como su cuello, su boca, sus senos, mi pene intenta penetrarla una y otra vez, ella mueve y cierra sus piernas evitando que la penetre, ¿remordimientos de casada?, -“! No, no!-,gime ella, ahora mi mano baja y las masturbo, hasta casi el orgasmo, venzo su resistencia, abro sus piernas y antes que las cierre otra vez, mi glande logra acertar su vulva y penetrarla, con casi violencia muevo mis caderas una y otra vez, evitando sacar mi pene de dentro de ella, primero gime, luego poco a poco su estrecha conchita se abre moja lubrica, ella no se contiene y llega a un contenido orgasmo tras un fuerte grito, -“! Súbito, io sborrare…aaaaaaahhhhhhhhhh…es molto fantastico”-, su orgasmo me éxito tanto, -“! Te lleno de leche tanita…aaaaaaahhhhhh ¡”-, grito y me derramo dentro de ella.
Ella al sentir mi jugo llenandola pega un gritito de sorpresa, -¡ Ahh!- luego balbucea, -“Yo no…”, pero yo soy todo calentura y pasión, con mis besos no le dejo hablar a franchesca y se calla.
Luego nos quedamos descansando uno segundos, Franchesca se inclina sobre mí, examina mi cuerpo como juguete nuevo, me hace caricias, me observa el rostro y juega con sus dedos con él y con mis labios, balbucea frases en italiano que no llego a comprender.Tras esto nos vamos al jacuzzi a acompañar a los otros.
Un asombrado pero no enojado Julián pregunta, -“¿Hi,hicieron…el amor?. No respondimos.
-“Escuchamos los gemidos se ve que lo pasaron bien”-, agrega mi mujer sonriente.
Brindamos con champagne y esperamos que la tormenta pasara.En Genóva no bajamos se nos pasó el día sin notarlo.Al otro día ya rumbo a Marsella, mi mujer me vió preocupado.
-¿Qué te pasa?-, preguntó ella.
-“No tomamos precauciones yo no”-, le digo acordándome de los cuatro condones sin usar en la mesa de Julián.
-“ ¡Dios yo tampoco, todo a pelo¡”-, exclamó ella.
-“Vamos a preguntarles por lo menos si son sanos”-, le sugiero.
Nos encontramos en el comedor con la pareja, ellos vienen hacia nosotros y no nos dejan hablar y preguntan, -“¿Son ustedes sanos?”-, les doy a entender que sí , que íbamos a preguntarles lo mismo.
Se les ocurrió una buena idea, hacernos análisis en una clínica francesa que los da en 2 horas, para seguridad de todos.
Luego preguntan, -“¿ Que van a tener, ragazza o bambino?.
-“No sabemos que és”-, les respondemos.
-“En la clínica una ecografía io la pago”-, dijo Julián feliz.
Bajamos en Marsella y cualquiera diría que mi mujer era la esposa de Julián y una melosa, mimosa, cambiada Franchesca era mi esposa.
Nos pincharón en la clinica y en la eco, Julían grito, -“! Es un babino ¡”-.
Mientras esperamos los resultados hicimos compras en esa magnífica ciudad de la ribiera francesa, los italianos nos llenaron de ropa de bebé varoncito.Tras dos horas recibimos los resultados y como era de esperarse felices volvemos al crucero.Esa noche festejamos a lo grande en la cena y por los altavoces del barco anunciaron el resultado de la ecografía.El viaje de Marsella a Barcelona fue de relax, ellas se pasarón en el Spa, Julián y yo en el casino.
El crucero llegó a su fin y con lagrimas en los ojos intercambiamos E-mails y saludos.Las chicas se alejaron y Julían no las vió.
-“¿Has visto a Franchesca?, tenemos que marcar el pasaje a Italia por avión, preguntó el hombre.
-“Tu esposa está en aquella tienda con mi mujer”-, le indico.
-“¿Mi esposa?, no tengo, dirás mi hermana, Franchesca”-, me aclara.
-“¿Tu hermana?, ¿No eres casado?, ¿Y ella?”- le pregunto asombrado.
-“Yo no tengo hijos, tengo sobrinos de otros hermanos, nunca encontré la mujer ideal, creo que ella está casada contigo, Ja, Ja”-,responde él.
-“¿Y Franchesca?”-, pregunto intrigado pues me la cogí.
-“ Fran…es…como decirte, no le van los penes, es lesbiana y no tiene pareja”-, responde él.
Yo como en condorito, ¡Plop¡, mi cara de sorpresa daba risa.
-“Ja,Ja,ja, te habías entiusiasmado con ella”-, ríe Julián.
-“Creeme que eres el primer hombre que la toca, se habrá desvigado sola”-, agrega a modo de consuelo.
Ellas vuelven, diga lo que diga Julián, Fran no era la misma, me beso y lloro, recorrió con sus manos mi rostro y susurró, -“Io no te olvidaré en tutta mía vita”-.
Tras emotiva despedida nos volvimos a América.En el avión le conté que relación había entre Julián y Franchesca.
-“Ahora entiendo porqué no se tocaban, las camas de dos plazas y las miradas de ella hacia mí, pensé que era su esposa y era bisex”-, reflexionó ella.
Dos meses más tarde nacía Fabricio nuestro primer hijo varón, mandamos el mail a los italianos y nos responden.
-“Felicidades Cuñado, les comunicamos que Franchesca está embarazada, decidió tener el hijo de padre “Desconocido”, será madre soltera, está muy feliz no le quedaba mucho tiempo para ser madre”-.Un abrazo.Julián.
Mi mujer me dice riendo, -“Bueno cuando vayamos a tener nuestro tercer hijo podemos hacer un viajecito a Italia, visitar a Julián y conocer a tu hijo”-.FIN.

Foto 1 do Relato erotico: Cama flotante

Foto 2 do Relato erotico: Cama flotante




Enviar Mensaje autor

Comentarios


Otro excelente relato marca de la casa jsjajaja sigue escribiendo, me encantan tus relatos
perfil joanalo88


Escriba aquí su comentario sobre el relato:

Opps! Debes iniciar sesión para hacer comentarios.

Detalles

perfil anonimo52150
anonimo52150


Nombre do Relato
Cama flotante

Codigo do Relato
4123

Categoria
Poesia Erotica

Fecha Envio
13/dic/2013

Votos
1